• Silvia Resa López

Escrito en tu rostro

Tener los ojos juntos o separados, labios carnosos o finos, párpados envolventes, cejas que describen un ángulo, orejas rectas o nariz afilada. Todo suma en un rostro, todo habla a propósito de lo heredado o adquirido y puede interpretarse desde la Morfopsicología, disciplina capaz de establecer la relación entre la estructura del rostro y el carácter



El marco, la forma de la cara y del cráneo, es la base de la que se parte en un estudio de Morfopsicología, que tiene en cuenta el modelado de las tres áreas en las que se divide el rostro, cada una de las cuales, respectivamente de arriba abajo, guardan relación con el cerebro racional, el límbico-emocional y el reptiliano o instintivo.


Además de tener en cuenta el tamaño de dichas áreas, se observa el estado de la piel del rostro y los receptores sensoriales, los sentidos. Se aplican, para ello, las leyes de dilatación/retracción, tonicidad/atonía, integración/evolución y armonía/equilibrio.

“La Morfopsicología es una ciencia que nos permite entender la personalidad humana a través del estudio global del rostro”, dice Marta Nadal, experta en Morfopsicología en Visage; “ese rostro es el espejo de nuestra alma, revela nuestro ADN y quiénes somos; es el reflejo de nuestra genética y epigenética”.


“Para un mundo mejor lo idóneo es activar la consciencia, por lo que el autoconocimiento es la base”, dice Andrea Ambrosini, morfopsicólogo y cosocio en Visage; “en este sentido, saber quién soy, cómo soy, cuál es mi estructura, cuál mi ADN y cuáles los programas que me han instalado, es básico para alcanzar la mejor versión de mí mismo”


Andrea hace la alegoría con el funcionamiento de un ordenador, cuyo hardware representaría la genética, es decir, aquello que heredamos y el software la epigenética, esto es, los programas que nos van instalando a medida que crecemos y maduramos.

Según esta tesis, si se trata de programas compatibles con nuestra propia estructura, todo bien; sin embargo, con respecto a los contrarios “es necesario conocer los que son incompatibles, para eliminarlos”.




Estudios del rostro


El rostro humano se ha estudiado desde siempre; en civilizaciones como la griega, romana y las orientales se ha tenido en cuenta incluso con fines medicinales; “a diferencia de otras disciplinas, la Morfopsicología se basa en la apreciación de todos los rasgos, pero siempre de forma relacionada”, dice Marta Nadal, que explica que ya en 1980 se puso en marcha la Sociedad Francesa de Morfopsicología, de la mano de Corman, el médico galo que postuló como tal la disciplina.


Veinticinco años después y con un respaldo más científico, el Hospital del Mar de Barcelona era escenario de las primeras tesis doctorales versadas en Morfopsicología “no es una ciencia exacta, pero mediante escáneres se puede apreciar qué áreas del cerebro están o no activadas”, dice Nadal; “ves el respaldo embriológico, neurológico y biológico; de hecho, en Francia no hay psicólogo que la desconozca”


“De entre las herramientas y sistemas de autoconocimiento, la Morfopsicología es la mejor, porque es donde no interviene la persona, es decir, no contesta y por tanto no hay posible modificación en la respuesta” dice la cosocia de Visage, que explica que en dicho gabinete realizan “consultas de ayuda, pues hay que saber que esta técnica de autoconocimiento no es para destruir a nadie, sino para apoyarlo, para que la persona descubra cómo ser la mejor versión de sí misma”.



Claves para el autoconocimiento


“¿En qué casa no hay un espejo?, pues esto es lo mismo; la persona con la que pasarás más tiempo es contigo mismo, siendo el viaje más largo el del interior” dice esta experta morfopsicóloga; “esta técnica nos permite quitar el piloto automático, ya que sólo conociéndonos bien seremos nuestra mejor versión y podremos disfrutar de una vida con propósito”.

Esta escritura sobre el rostro presenta una serie de ventajas para quienes inician el camino del autoconocimiento, tal y como nos apunta Marta Nadal:


  • Responsabilidad. Cuando te conoces eres responsable del timón de tu vida, escoges el camino elegido y es una forma de autoquererse y de querer a los demás.

  • Propósito de vida. La vida es un camino muy largo, es un azar. Desde el Coaching te invito a conocer quién eres, a qué has venido aquí y cuál es tu misión; “la consciencia te hace ser libre”, dice Marta Nadal.



  • Empatía. Esta experta considera que todos y cada uno hacemos cosas en la vida con un fin, como es el de sentirse amado; de ahí que proponga “trabajar la empatía, la comunicación afectiva, ayudarnos a nosotros para ayudar a los demás”.

  • Conocimiento de uno mismo. Según Marta Nadal, el autoconocimiento “se tendría que potenciar desde el colegio, pues todo el talento innato, las habilidades de cada uno, mejor conocerlas cuanto antes”.

  • Respeto. Mientras que algunos padres quieren educar a sus hijos de la misma forma, lo cual no es posible, hay gente que no desea descubrirse. “Cada cual se conoce como puede, bien mediante un libro, el acompañamiento de una persona o una experiencia determinada”.

  • Evitar juicios. “Siempre para comprender, nunca para juzgar”, dice Marta Nadal, al explicar que la Morfopsicología constituye una poderosa arma de conocimiento propio y de los demás, pero no nos faculta para juzgar a los demás, tanto por sus huellas genéticas como por su epigenética, producto de su relación con el medio.

  • La mejor versión. Ésta es quizá la valorada como mayor ventaja de todas, con respecto a la Morfopsicología: permite identificar cuál es la mejor versión de cada uno.



“Cada vez hay más soledad respecto a uno mismo y respecto a los demás; el bienestar propio tampoco nos permite ponernos en el lugar del otro”, dice Marta Nadal que está convencida de que “ese falso bienestar acaba en nuestra contra”, por lo que la solución puede residir en todo aquello que nos acerque al autoconocimiento.

¡Feliz Morfopsicología! ¡Feliz Coaching!

Y recuerda que…

  • El marco, la forma de la cara y del cráneo se corresponde con una realidad emocional que estudia la Morfopsicología

  • La persona con la que pasarás más tiempo es contigo mismo, siendo el viaje más largo el del interior

  • Cuando te conoces eres responsable del timón de tu vida, escoges el camino elegido

  • El autoconocimiento puede venir mediante un libro, el acompañamiento de una persona o una experiencia determinada

  • Te propongo el reto de ser la mejor versión de ti mismo

19 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo